domingo, 10 de agosto de 2008

¿Ser o no ser?: Un blogger (sanmarquino)

¿El paso de dirigente estudiantil a blogger implica un cambio sustancial?


Al conversar con un amiga egresada sobre la aparición de blogs administrados por grupos políticos sanmarquinos, surgió un pequeño debate. Ella sostenía que ser un dirigente estudiantil y bloggero a la vez no representaba cambio alguno en la forma de ver el mundo. Mi opinión fue distinta. Para mi, ser dirigente estudiantil y un blogger en forma simultánea es algo sustancialmente distinto a ser solamente dirigente.

La discusión tomo como ejemplos el blog En Defensa de San Marcos así como En defensa de la universidad pública (el cual no se actualiza desde julio del 207), donde uno puede ver consignas y posiciones políticas que en muy pocos casos se enmarcan dentro de lo "políticamente correcto". Ambos reconocimos tener diferencias de matiz y de fondo con los discursos de estos espacios virtuales pero coincidimos que el hecho que estos grupos políticos "levanten la cabeza" en internet, al menos por unos meses, y decir "esta boca es mía" es algo nuevo. Estábamos acostumbrados a que estos colectivos se manifiesten mediante propaganda física (pizarrones, pintas, volantes y afiches) y creíamos que no tenían interés en espacios como los blogs. Prejuicio total, no sólo publican en la red de redes sino que parecen ser unos duchos blogger. Aunque sería mejor que posteén más seguido.

Volviendo al tema, para mi amiga, se trataba de una adaptación estrictamente de orden instrumental. El uso de blogs por parte de estos grupos estudiantiles no representaba un giro o empujón ideológico de estos sino sencillamente eran herramientas para difundir un discurso preexistente. Yo sostuve que eso era relativo, todo cambio tecnológico venia acompañado de una variación en la visión del mundo, aunque sea imperceptible a corto plazo. Mi posición es que un grupo político determinado, el cual en un inicio no se ve atraído por la propaganda virtual, empiece progresivamente a crear y publicar post trae consecuencias inevitables en su forma de ver el mundo. Ser un dirigente estudiantil y un blogger es algo sustancialmente distinto a ser solamente dirigente.

Con esto no quiero sostener que publicar en internet implica una conversión ideólogica. Por el contrario, es probable que un discurso se radicalice al adquirir existencia virtual. La visibilidad de un blog imprime la sensación de ser observado por otros. La exposición a formas de ver el mundo distintas provoca que los blogger saquen filo a sus argumentos, que "aprendan" a defenderse. Es en esta ejercitación de las ideas en las que un discurso puede moderarse dado que la sociedad lo obliga a enmarcarse en lo políticamente correcto o puede radicalizarse, producto de la polarización con sus adversarios. Tanto las moderaciones como la radicalización son cambios discursivos.

La pregunta esta abierta ¿El paso de dirigente estudiantil a blogger implica un cambio sustancial?

4 comentarios:

Anónimo dijo...

Los rojos solo cambian de metodo, no hay que ser inocentes.
Siempre pensaran lo mismo y haran las mismas cosas.

Franklin Medrano Díaz dijo...

Estimado Anonimo:

Estas cayendo en los misma dogmatizacion que condenas.

Es cierto que publicar en un blogg no te cambia la vida pero a nivel politico puede llevar a cambios en la forma de ver el mundo debido a la exposicion de los discursos. Estas modificaciones son imperceptibles a corto plazo y no son conscientes.

Anónimo dijo...

un blog es otro pizarron sin madera... un blog ni "bloggear" no influyen sobre la manera de pensar. Hasta un tibio o radical capitalsita o neoliberal usara un blog como lo hace un socialista... es otra pizarra sin madera...

Franklin Medrano Díaz dijo...

Estimado Anónimo:

Mi posición, en resumen es:

1. Los sistemas de pensamiento cambian con el tiempo y se manifiesta según los contextos. Es la exposición pública y la confrontación con otros discursos “acelera” la maduración (o deformación). Un aislamiento (siempre relativo) hace que este proceso dialectico sea más lento.

2. Los blogs no tienen nada de especial con otros medios de comunicación y difusión de ideas. Es el contexto los que hace especiales. Actualmente, los jóvenes universitarios le prestan más atención a los blogs que a los pizarrones (Así sucede en el caso de San Marcos), esto hace que se expongan a nuevos públicos. Es decir, aumenta el ritmo del debate.

3. La moderación y radicalización son posibles consecuencias de este proceso. Mantenerse sin cambios sustantivos es otra posibilidad pero a corto plazo.

4. Tanto la propaganda en pizarrones como en blogs requiere de una especialización. En términos económicos, los pizarrones son más costosos. Hacer un pizarrón nuevo requiere de más horas hombre e inversión (papel, plumones, pegamento, etc.) que hacer un post (un persona con 1 nuevo sol en una cabina puede bastar. Además, el impacto del segundo es mucho mayor, más personas te leen. Como herramienta de debate, los blogs son una buena alternativa en comparación con los pizarrones donde la tina corrida por la llovizna limeña es una constante en estos días.

5. La especialización señalada en el punto 4 conlleva, con la costumbre, a disminuir la difusión en pizarrones y volantes. No necesariamente se abandona esta práctica. Es esta especialización conlleva a una nueva forma de ver el mundo, navegar por el mundo virtual provoca diferencias de orden cualitativo. Es en este sentido que sostengo que ser un blogger y un dirigente estudiantil es sustancialmente distinto a ser sólo un dirigente acostumbrado a los pizarrones, encerrado en debate reducido y subestimando los blogs a pesar de su potencial.

Hasta luego